...where the sinners go

Hablar de bandas como Helloween o Stratovarius a esta altura del partido es bastante complicado, los primeros al ser pioneros de un estilo, sentaron las pautas de como debe sonar el Power Metal (se reconoce el nacimiento del género con la edición de los Keeper of the Seven Keys allá por la segunda mitad de los 80’s) y los segundos, después de demostrar un potencial increíble allá por los albores del nuevo milenio, por problemas mas que nada extra-musicales, ha mermado la calidad de sus últimos lanzamientos (opinión muy personal... sin apedrearme en la plaza, por favor) Independiente de los antecedentes, el viernes recién pasado se juntaban en nuestro Teatro Teletón, en una ceremonia imperdible para los seguidores del Heavy Metal europeo de la “vieja escuela” (si es que ese término se puede seguir usando)...

A eso de las 20:00 entró Stratovarius al escenario, abriendo los fuegos con “Infernal Maze”, para dar paso a una parrilla de clásicos de la talla de "Eagleheart" , "Phoenix" y "The Kiss of Judas", mezclado con algunas piezas de su último disco, que personalmente desconocía (creo que le daré una oportunidad...) El estado forma de la banda no era de los mejores, con un Kotipelto algo resentido por un resfrío además de sentir por momentos que los temas iban más lento de lo que los recordaba (Jörg Michael noté que andaba algo impreciso, cambiando algunos fills que parece no le quedaban cómodos al 100%), los músicos nuevos hicieron lo suyo, aunque la guitarra de Matias Kupiainen sonó algo baja. Para cerrar, los clásicos a la parrilla: “Forever”, “Hunting High And Low”, “Paradise”, culminando la noche con la sublime “Black Diamond” encabezada por el teclado del siempre entretenido Jens Johansson. En resumen, una presentación discreta, para el concierto que tenía de referencia 2003 en San Miguel. Espero que esto sea algo pasajero, por que como banda es poco lo que tiene que demostrar, más bien, recuperar el lugar que tuvo hace un tiempo atrás de la mano de lo esencial, buenos discos y buenos directos, el material está, claramente!...

Luego de los finlandeses, la carne estaba tirada para recibir a los padres del Power Metal, que nos venía a presentar su última placa ‘7 Sinners’, por lo que posterior a los temas envasados y a una intro antológica, partimos con "Are You Metal?", primer sencillo y tema destinado para estas cosas, que no hizo más que calentar la garganta para recibir como corresponde a la mítica "Eagle Fly Free" (alojada en el más mítico album ‘Keeper Of The Seven Keys II’), sellando la partida con otra del disco de 1988, esta vez la acelerada "March Of Time" (grandes recuerdos de mis caminatas de la casa a la UBB, donde más de una vez me escuché el disco completo...), para justificar la gira, era necesario mostrar algo de la nueva placa, por lo que "Where the Sinners Go", "World of Fantasy" y la “reguleque "You Stupid Mankind" fueron las encargadas de la promoción, para dar paso a los clásicos, como "I'm Alive" (del ‘Keeper Of The Seven Keys’), una versión acústica entre Gerstner y Deris para "Forever And One (Neverland)" del ‘The Time Of The Oath’, siguiendo con uno de los temas que más esperé, así es "A Handful Of Pain" del ‘Better Than Raw’ me hizo tirar la garganta al aire, gran tema para representar uno de los mejores álbumes de la era Deris. Posterior a esto, se viene una constelación de clásicos, condensado en 9 minutos, como tocar 3 canciones de 12 minutos es mucho (Dream Theater no piensa lo mismo...) Helloween los compacta en su "Keeper's Medley”, compuesto de “Keeper Of The Seven Keys / King For A 1000 Years / Halloween”, dejando al público hecho bolsa (incluyéndome, por su puesto), cerrando la parte normal del concierto con la inmortal "I Want Out" (la de veces que esperé este video para verlo en MTV, la de veces que uno a querido mandar todo a la cresta al son de estos acordes, eso sólo lo puede lograr una canción que forma parte de la banda sonora de tu vida). Después del clásico no nos vamos ni cagando, Helloween vuelve a cerrar el trabajo comenzado, echando mano a las “sandías caladas” del dueto clásico de Keepers, primero con “Future World”, con el juego típico de Deris con el público y de paso subir al columpio al baterista quien fue la víctima de todas las bromas en español (hasta marrrricón le decía... OMG!)... y cerrando de forma memorable con “Dr. Stein” dejando la escoba en un alborotado Teatro Teletón, con fans disfrazados de científicos arriba del escenario...

Para cerrar este post, Helloween es una de mis bandas favoritas, lo más seguro es que el Keeper II estaría en mi shortlist en caso de necesitar huir en caso de una hecatombe nuclear o ataque extraterrestre (lo primero que Al Qaeda decida...) así que su presentación me resultó más que agradable, con un Deris hiperconectado al público, bromeando la mayor parte del tiempo, pero lo más importante, salvando de forma espectacular los tonos altos brutales definidos por Michael Kiske (reconozco que en la presentación del 2006 salí algo decepcionado de la performance del blondo vocalista...) lo que se agradece, no basta con intentar recrear la atmósfera de un gran disco, sino que eso debe ser creíble para el público... parodiando a Deris, “la rrrrrrrrrrraja” la presentación de los alemanes, así de sencillo....

Un video auspiciado por Sergio Leal... gran canción!
Post a Comment